Dios toma café en la Cartagena de las Indias

Dios toma café en la Cartagena de las Indias

By Anahid

Pero antes de llegar allí paso por Mompos y llevo su mecedora. Él seguro si tiene sonrisa la debe estar usándola mientras escribo estas palabras para él. Algunos oran, otros meditan, otros cantan para él. Yo le escribo letras porque lo imagino como un arquitecto que se sienta en buen plan a mirar su creación con amor profundo, sorpresa y gratitud.

Cartagena debería tener un cartel a la entrada de advertencia que dijera “bienvenido a Cartagena intravenosa”. Porque ella se te va a meter por las venas hasta llegar al corazón. Sus calles y colores, sus balcones y flores adornan la historia que se vibra en cada paso entre amores, cadenas y barrotes. La verdad es que como no entender los celos de los Españoles al construir una muralla para aislar del mundo tanta belleza. Imagino el orgullo poderoso y prepotente de ellos en esa época temerosos que algún pirata le robara el corazón de esa india, de la musa que los inspiró para una revolución.

Cuando pisas sus calles entiendes porque las palabras de Gabriel García Márquez salieron de allí. Porque las gordas se ven hermosa y porque las dejo allí Botero enmarcadas en el mas bello recuerdo. Cartagena vale la gloria en mil libros escritos y un café. Le quede debiendo mi portátil, mis letras y mi inspiración. Pero te prometo que volveré a ver el atardecer que tanto prometes desde la muralla y escribiré un capítulo de mi vida en él rojo vivo de la caída de tu sol. Sin embargo, ahora si a lo qué vinimos: a qué Dios tome café en Cartagena.

1:11 pm del 27 de Julio del 2021 y me iba despidiendo de La Cartagena a la que le debía la visita. De repente me pare en la terraza de uno de sus famosos mall y una lancha se acercaba custodiada por dos docenas de pelícanos emocionados. En el borde esperaban diez hombres que compartían sonrisas con pelícanos esperando la salida de unas largas cuerdas que le ayudan a la mar a parir un banco de pescados para alimentar esta tierra sedienta de mar.

Cuando me detengo a observar se siente como si la vida se suspendiera en un momento. Mis ojos se aguan porque mi interior sabe que algo asombroso está por suceder. El corazón me palpita como tambor hecho por indio y se sube a la garganta el latido como una avalancha de palabras por salir. A ese momento le digo mi momento Satori en mi traduccion un corazón que culega de las amigdalas y palpita cada vez con más fuerza.

Acto seguido me imagino a DIOS allá arriba observando su creacion, diciendole a su sequito de angeles: esperen… aguarden. Es la 1:00 pm los pescadores estan por venir alista mi café Miguel (arcangel), alista mi mesedora Gabriel, se aproxima una gran escena.
Se sienta y observa a lo lejos los mismos pelicanos que yo veia en la tierra. Hombres sacando de la mar unas enormes cuerdas hechas de cordel. Eran seis aproximadamente por linea, en total doce juntos a las tres (uno.. dos y tres) tiraban fuerte la cuerda de cordel. La humanidad trabajando en unisono bajo un sol inlcemente y un calor que amenaza con derretir la piel de los pescadores.
.
La vida es tan corta y pasa tan rapido como para no detenerse a ver estos momentos. Vuelve Dios a mi mente lo imagino como hincha de partido de futboll con la camiseta de los pescadores puesta, con sus deditos entrelazados observando como cuando esperas con sorpresa un resultado, observando como todos jalan en simultanea, es un gran show acá en la tierra, el observa la fuerza de la raza y yo elijo imaginarlo en su mecedora dando un trago a su café y en su balancin sin perder detalle de ese momento.
.
Me parecia alucinante ver tanta fuerza en eso cuerpos, ver a los pelicanos como fieles companeros de los pescadores, ver al hombre que sacaba el agua de el bote. Ver al que apagaba el motor, luego la espera y la sosobra, se aproxima la red los pelicanos mueven sus alas como niños que saltan los pescadores sonríen y los primeros en la línea que naturalmente son los mas motivados porque están a punto de ver el botín motivan aun mas a los que están a el final.
.
Me sentí afortunada de pertenecer a esta raza en este momento, sentí como si 500 años de historia estuviesen pasando por mis ojos en 20 segundos. Me sentí inspirada y agradecida por la vista, me sentí extasiada por imaginar a Dios en buen plan tomando una pausa de lo complejo que debe ser…… SER EL CREADOR.

Lo sentí pensando: mira que bien lo hacen, sin quejas y sin sobresaltos. Cada uno sabe cual es su lugar y cumple con su trabajo. Así debería ser la vida misma, menos quejas y cada uno cumpliendo con rol. Sin afán de propósito, sin angustia de futuro, cada quien, con su balde, con su pedazo de red pescando consciencia y evolución.
.
Si tan solo esos pescadores supieran el momento tan alucinante que me regalaron en medio de murallas y una ondeante bandera de Colombia de fondo.
Es cierto Cartagena te abruma con su magia, su historia se puede oler en sus calles, se siente una raza que se alzo y se revelo en contra del sometimiento, Cartagena muestra en sus coloridos balcones que todos somos diferentes, pero seguimos siendo igual de hermosos y que juntos somos la paleta de colores con la que se adorna la vida.

Si yo fuera Dios seguramente viviría agotada con la tarea y haría una pausa en la Cartagena de Indias para ver su creación y degustarse con ella. Si yo fuera Dios seguramente estaría en una mecedora de Mompos viendo colores desde el balcón universal. Si yo fuera Dios el arquitecto de mi mente, mi mas hermosa maqueta seria Cartagena… luego me iría a ver la luna en Santorini y pensaría: “si los de allá y los de acá supieran que son UNO tirarían del cordel al unisono y todos para el mismo lado.

Sin embargo, aunque no soy Dios, el mora en mi y puedo tomar mi balde y desocupar mi balsa cuando la esta inundando la tristeza, puedo sonreírle al miedo y a la zozobra de la carencia porque finalmente el mar tendrá mas peces para mi que comprueben la abundancia del universo y gracias a que hoy estoy aquí puedo tener el deleite de escribir estas letras que te inspiren a preguntarte: ¿Si fueses Dios que harías?

Anahid-Coach espiritual.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Síguenos en tu red social favorita.

Abrir chat
Estamos para SERvirte